Cocina

Una Conmovedora Historia de la Vida Real de un Niño de 11 Años Que Intenta Criar a Sus 3 Hermanos Solo.

Criar a los niños y educarlos no es una tarea fácil. Si eres padre soltero y es aún más difícil si eres el único sostén de la familia. Es difícil para un adulto criar a niños pequeños y mucho menos a un niño pequeño.

En Colombia, un niño de 11 años que perdió a sus padres se vio obligado a convertirse en “padre” de sus hermanos menores, ¡pero sus acciones responsables dieron una gran sorpresa a los policías que llegaron a su casa!

El niño de 11 años Juan Pablo de Colombia tiene 3 hermanos y nunca supieron quién era su padre. Confiaron en su madre para criarlos.

Pero un día, su madre se fue de casa y no volvió.

¡Juan esperó y esperó a que su madre regresara y finalmente tuvo que aceptar la cruel verdad de que su madre los había dejado!

¿Qué podía hacer entonces un niño de 11 años? Fue una sorpresa para todos cuando Juan superó su miedo y tristeza y comenzó su nuevo papel como “padre”.

Como de costumbre, acompañaba a sus hermanos a la escuela todos los días y luego iba a su escuela después de eso. Después de clases, Juan iba a pedir dinero a las concurridas calles de Bogotá. Durante algunos días, cuando no lograba conseguir dinero y no había comida en casa, tendría que hurgar en los contenedores de basura para buscar desechos comestibles.

Juan hace todo lo posible para asegurarse de que cada miembro de su familia se mantenga saludable y seguro. ¡Lo hace tan bien que nadie sabía de su sufrimiento!

Hasta que un día, su vecino escuchó un llanto continuo proveniente de la casa de Juan.

Estaban preocupados y llamaron a la policía.

Cuando la policía llegó a la casa de Juan para investigar los llantos, ¡se llevaron una gran sorpresa! ¡La policía descubrió que estos cuatro hermanos habían estado viviendo solos sin un adulto que los supervisara y cuánto tiempo habían estado viviendo solos era un misterio aún mayor! Se sorprendieron aún más cuando supieron que Juan ha estado cuidando solo a sus hermanos.

Todo se debió a los esfuerzos de Juan para que todos estuvieran bien alimentados, saludables y se vieran como niños normales para todos con ropa limpia para usar.

A primera vista, Juan y sus hermanos parecen los típicos niños que vemos por la calle y nadie sospecharía que sus padres los han abandonado del todo.

Cuando la policía investigó el sonido del llanto, averiguó que provenía de uno de los hermanos de Juan que se cayó y lloró por el intenso dolor de la caída. Desde que su madre los abandonó, Juan no se quejó pero asumió el rol de padre e hizo un trabajo sobresaliente.

Cuando la policía se enteró de su situación, trató de comunicarse con sus padres, pero fue en vano. Entonces, la policía decidió enviar a estos niños a la agencia de bienestar familiar y quería que Juan recuperara su vida de niño. No quieren que el joven Juan asuma las responsabilidades de un adulto a una edad tan temprana.

Juan definitivamente ha demostrado que tiene más sentido de la responsabilidad que sus padres. Esperamos que Juan y sus hermanos menores estén mejor atendidos en el centro de asistencia social y se mantengan positivos con sus vidas.

Related Articles

Back to top button

LIKE Дарж үзнэ үү